Michelle Payne, la mujer que paró Australia

6909894-3x2-700x467
Fuente: Scott Barbour

Ya retirada de la competición, Michelle Payne ha sido una de las fustas más importantes de Australia. El cenit de su carrera llegó en 2015, cuando pasó a la historia al ser la primera mujer que levantó la Melbourne Cup. Con 5 Grupos 1 y más de 700 victorias, Payne es una auténtica leyenda en su país.

Michelle Payne (1985) nació dentro de una prolífica y extensa familia de carreras de caballos. Su padre, entrenador, inculcó el amor por este mundo a sus vástagos con tanta pasión que, de alguna u otra manera, 9 de sus 10 hijos han estado vinculados profesionalmente al turf.

La vida de Payne, pese a sus orígenes, nunca ha sido fácil. Cuando sólo contaba con 6 meses de edad perdió a su madre en un accidente de tráfico. Criada por su padre, Payne tuvo claro, desde muy pequeña, que quería ser jockey. Con 15 años ya montaba carreras de caballos y, poco tiempo después, llegaría su primera victoria con “Reigning”, caballo entrenado por su progenitor.

En 2004, y cuando sólo contaba con 19 años de edad, la desgracia volvió a cruzarse en su camino. Cuando ya había pasado la línea de meta, el caballo que montaba se desplomó, causándole graves lesiones: fractura del cráneo y unas lesiones en el cerebro que le obligarían a dar lo mejor de sí para recuperarse. Durante 3 meses, Payne no tuvo memoria a corto plazo y, fruto de esas lesiones, tuvo otra caída donde se rompió la muñeca.

Michelle Payne charges to victory on Prince of Penzance in the Mlebourne Cup.
Fuente: Herald Sun

Pero la australiana volvió a la competición y con mucho trabajo y paciencia (uno de sus secretos) fue haciéndose, tranco a tranco, un lugar en el turf australiano. En el año 2009 consigue su primer Grupo 1, el Toorak Handicap. Lo haría con “Allez Wonder”, caballo que le acompañó también en su primera Caulfield Cup (siendo la tercera mujer en la historia de la prueba) y en su primera Melbourne Cup.

Tras éste, vendrían 4 victorias más en Grupo 1. En el año 2010 ganaría hasta tres pruebas de esta categoría, todos con la yegua “Yosei”: el Produce Stakes, The Thousand Guineas y el Tattersall’s Tiara.

Sin embargo, su gran momento se produjo en el año 2015. El meeting de la Melbourne Cup (la prueba más importante en Australia) empezó bien para Payne, que ganó la Hilton Stakes. Pero la fiesta no acababa más que comenzar, pues Payne montaría, de nuevo, en la Melbourne Cup.

Resultado de imagen de michelle payne
Fuente: Aaron Francis

Payne corría al outsider “Prince of Penzance”, un 6 años cuya victoria pagaba 100 a 1. Cerca de los punteros en el recorrido, Payne supo medir las fuerzas de su caballo y lanzar el ataque cuando quedaban 4 furlongs. A falta de 250m, Payne ya era ganadora clara de la prueba.

Con esta victoria, Michelle Payne se convirtió en la primera mujer en ganar la Melbourne Cup. Nadie, en 155 años de historia, había podido conseguirlo. Además, la chaquetilla que lució Payne reproducía los colores de las sufragistas: morado, verde y blanco.

Preguntada por su sorprendente victoria, Payne respondió con firmeza que en las carreras de caballos “no todo es la fuerza, hay mucho más en juego. Tienes que tener el caballo contigo. Y esto va de ser paciente.” Y es que, probablemente, la relación de Payne con el caballo (al que había montado previamente en varias carreras) fueron una baza decisiva en la prueba.

Resultado de imagen de ride like a girl
Cartel promocional de la película “Ride like a Girl”, inspirada en su vida

Tras su victoria, Payne dejó unas palabras que, hoy en día, son icono del feminismo en Australia: “El turf es un deporte chovinista. Sé que hay propietarios que han intentado derribarme, y también sé que John Richards y Darren se han mantenido de mi lado. He dado lo mejor de mi en esta carrera y he galopado lo mejor que he podido, porque sabía que el caballo tenía lo suficiente para ganar la Melbourne Cup. Quiero decirle a todo el mundo, que estén alerta, porque piensan que las mujeres no somos lo suficientemente fuertes y la verdad es que vamos a vencer al mundo.

En 2016, pocos meses después de su victoria, Payne sufrió una dura caída, con una torsión del páncreas incluida. Esa lesión le ha dejado secuelas de por vida ya que, desde entonces, la jockey es diabética.

Un año más tarde, en junio de 2017, Payne se veía envuelta en una polémica. Dio positivo por phentermine, un supresor del apetito. Un mes después, en julio de 2017, la jockey admitía su error. Ese mismo 2017 sería su último en competición como jockey.

Michelle Payne rides Prince of Penzance to win race seven The Emirates Melbourne Cup on Melbourne Cup Day at Flemington Racecourse on November 3, 2015 in Melbourne, Australia. Pic: Robert Cianflone/Getty Images
Fuente: Robert Cianfone

Payne cerró su carrera profesional con más de 700 triunfos, 5 grupos 1 y varios premios (Sport Australia Hall of Fame en 2016, Longines ladies Award en 2017). En 2017, año de su despedida como jockey, publicó un libro de título “Michelle Payne. Like As I Know” y este otoño se estrenará una película sobre su vida, titulada “Ride Like a Girl”.

Payne, quien ya es una institución en Australia, sigue vinculada al mundo de las carreras, ahora como entrenadora. Michelle Payne es la mujer que, un día de 2015, paró Australia montando como una chica.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s